Actualidad

En Chile, México y Perú. Inversionistas Saudíes impulsaran las Renovables.

Escrito por PRENSA

Abdul Latif Jameel Co., un grupo industrial de Arabia Saudita involucrado en todo, desde importaciones de automóviles hasta bienes raíces, está volcando su atención al mercado de la energía limpia de América Latina.

La compañía se está centrando en las subastas organizadas por los gobiernos, donde los desarrolladores compiten por contratos a largo plazo para vender energía, de acuerdo con Roberto de Diego Arozamena, presidente ejecutivo de la unidad de energía de Abdul Latif Jameel. México, Chile y Perú ofrecen un gran potencial para el crecimiento de la energía renovable, y los gobiernos de la región están buscando inversionistas internacionales para ayudar a diversificar la combinación de electricidad.

La compañía saudí adquirió en 2015 el desarrollador solar español Fotowatio Renewable Ventures, que tenía alrededor de 3,8 gigavatios de proyectos en mercados solares emergentes, incluidos Oriente Medio, Australia, África y América Latina. Abdul Latif Jameel Energy actualmente desarrolla alrededor de 5 gigavatios de proyectos de energía renovable a nivel mundial, con un 30 por ciento en América Latina. “América Latina es un mercado importante, donde los costos de las energías renovables están disminuyendo y los gobiernos están dando apoyo”, dijo Arozamena en una entrevista telefónica desde Dubai. “Estamos ansiosos por crecer en la región”.

El impulso de energía renovable de la empresa saudí se produce cuando el reino busca cumplir un objetivo establecido en 2016 de producir el 70 por ciento de su energía del gas natural y 30 por ciento de fuentes renovables y otras para 2030. El mayor productor de la OPEP se encuentra entre los exportadores de crudo que luchan contra déficits presupuestarios luego que cayeran los precios del petróleo.

El gas y el petróleo suministraron toda la energía del país en 2015, según Bloomberg New Energy Finance. El gobierno ahora está desarrollando un programa para proporcionar subsidios a la energía solar en los techos, y una subasta celebrada el año pasado como parte del Programa Nacional de Energía Renovable generó titulares por registrar una oferta en un mínimo récord de US$17,9 por megavatio-hora. Las inversiones en el mercado de energía limpia de América Latina crecieron 65 por ciento a US$17.200 millones el año pasado, muy por encima del promedio mundial del 3 por ciento, según Bloomberg New Energy Finance. Eso se compara con una disminución del 26 por ciento en Europa y un crecimiento de menos del 1 por ciento en los Estados Unidos. “Estamos viendo más y más grandes compañías internacionales europeas de energía en América Latina”, dijo Ethan Zindler, analista de Bloomberg New Energy Finance.

El auge de proyectos de energía limpia en México ha puesto al país a nivel del líder regional Brasil en la carrera por inversiones. El gasto en México aumentó más de seis veces a US$6.170 millones el año pasado en medio de un impulso nacional para abrir los mercados de energía, gas y petróleo que estimularon la competencia después de décadas de monopolio estatal.

Abdul Latif Jameel Energy aseguró el financiamiento para comenzar la construcción de un proyecto solar de 342 megavatios en México este año, el primero en el país. En Chile, se le adjudicó un proyecto híbrido que abastecerá energía a alrededor de 224.000 hogares chilenos con 100 megavatios de capacidad solar y 100 megavatios de energía eólica.
La compañía es cautelosa con respecto a Brasil, debido a la fluctuación de la moneda y la falta de contratos denominados en dólares, y Argentina, que sigue siendo considerada arriesgada, dijo Arozamena. “Tenemos sólidos proyectos en Latinoamérica y nos enfocaremos en la energía solar y eólica”, dijo Arozamena.